Fin de la cosecha de maní argentino 2019 - 2020

Fin de la cosecha de maní argentino 2019 - 2020 Fin de la cosecha de maní argentino 2019 - 2020

Multimedia

La temporada 2019/2020 de cacahuete está a punto de acabar en Argentina, con cerca del 90% vendido a estas alturas del año. Según apunta la Cámara Argentina del Maní (CAM), cerró con valores superiores a los que inicialmente se esperaba.

Hasta julio, las empresas del sector calculaban una producción un 10 por ciento por debajo de las 989.813 toneladas del ciclo anterior. Sin embargo, el clima seco del otoño favoreció las tareas de arrancado y cosecha ya que hubo menores complicaciones. Por lo que, la cosecha terminó mucho mejor de lo previsto, siendo el volumen recolectado casi igual al de la campaña anterior.

¿QUÉ PREVISIONES HAY PARA LA COSECHA 2020/2021?

Todas las proyecciones para la nueva campaña 2020/2021 muestran un crecimiento de la superficie con respecto a la temporada anterior, frenando la racha de 2 años de disminución.

Las primeras estimaciones de la CAM es que el cultivo ocupará en torno al 10% más que la temporada pasada.

Después de un largo periodo de sequía, Argentina ha tenido por fin suficiente lluvia para el sembrado. Según el Ministerio de Agricultura de Argentina, ya se ha sembrado más del 50% de una superficie calculada en 390 mil hectáreas (un 6% más que la campaña anterior) pero todavía por debajo de las 450 mil hectáreas alcanzadas en el ejercicio 2017/2018.

Expertos apuntan que uno de los factores que explica este repunte en la siembra, es debido a la excelente cosecha 2019/2020 en cuanto a rendimiento y a la velocidad de arrancado y recolección por el clima favorecedor. Además, esta industria se financia con su propio capital de trabajo. Por lo que una buena cosecha se refleja en un factor alcista para el siguiente sembrado.

También hay que tener en cuenta que otros orígenes productores y exportadores de maní, han tenido malas campañas. Esto se traduce a que muchos productores han incremento sus precios además de impulsar a sembrar más. El maní repelado está cotizando en torno a los 1800 dólares la tonelada, mientras el promedio histórico está en 1500 dólares. Además, la implementación de un arancel del 25% impuesto por la UE a las importaciones de cacahuete de Estados Unidos, ha potenciado también el aumento de los precios de Argentina.

Las próximas semanas serán determinantes para la próxima cosecha. También habrá que tener en cuenta la evolución de la nueva cosecha de Brasil que se ve retrasada por la falta de lluvia que están teniendo desde hace semanas, sumado a unas altas temperaturas que están dificultando las tareas.